Segundo día sin medidas de ahorro energético

17 de Junio de 2014 3:03pm
periodista
Segundo día sin medidas de ahorro energético

Las medidas de ahorro energético adoptadas por el gobierno en Panamá en marzo pasado como emergencia ante el bajo nivel de los embalses, se suspendieron a partir de ayer en el sector privado comercial e industrial y se modificaron en el público a partir de ayer lunes.

La Secretaría Nacional de Energía dijo en un comunicado "que pese a que todavía hay señales de baja hidrología, hay buenas indicaciones de que la producción de energía proveniente de generación hídrica ya tiende a volver a la normalidad".

"Además, se estarán reintegrando a corto plazo al plantel de generación las plantas termoeléctricas que por diversos motivos han estado fuera" de operaciones, añadió la información oficial.

La Secretaría, sin embargo, recordó a la población en general la necesidad de "mantener el espíritu de ahorro energético que ayudará a recuperar los embalses", muy afectados desde inicios de año debido a lo prolongado de la estación seca.

Panamá genera unos 1.426 megavatios diarios, aproximadamente la mitad de ellos por medio de hidroeléctricas, y la demanda está por los 1.400 megavatios, de acuerdo a la información oficial.

Entre las medidas de ahorro que se mantienen en el sector público está que la temperatura de los aires acondicionados no debe ser menor a los 24 grados centígrados, aunque podrán estar encendidos durante toda la jornada laboral.

La Cámara de Comercio, Industria y Agricultura de Panamá (CCIAP) alertó por su parte que "los embalses no han alcanzado aún los niveles óptimos pese a que llueve", y que "hacer uso desmedido de la energía hidroeléctrica y no dejar que los lagos se terminen de recuperar es irresponsable".

En ese contexto, el gremio instó tanto al sector productivo como a la ciudadanía en general "a mantener la mayor cantidad de medidas de ahorro energético que sean posibles".

La CCIAP aseveró que más de 850 empresas se autoabastecieron de energía durante los últimos dos meses a través de sus plantas eléctricas de emergencia, "logrando desconectar más de 300 megavatios del sistema nacional".

"Comprendemos que cumplir con el compromiso de mantener los aires apagados por un periodo de cuatro horas todos los días laborables durante los últimos dos meses produjo incomodidades que no se comparan con las afectaciones que hubiera tenido nuestra economía si hubiéramos llegado a los racionamientos", indicó la CCIAP.

Un racionamiento de energía que incluya apagones programados generaría al sector privado pérdidas de hasta 2,7 millones de dólares por hora, según publicó el diario Panamá América.

Agencia EFE.

Back to top
The website encountered an unexpected error. Please try again later.